Alimentación En Forma Cuerpo y Mente Salud Estética Sexualidad Emprendedores Suscríbase
+ ALIMENTACION
 
 
 
Lo ideal es consumir productos del mar por lo menos tres veces a la semana
 
Los invitamos a comer pescados y mariscos
Los pescados y mariscos son alimentos que los chilenos debiéramos incorporar mucho más a nuestra dieta. La contaminación del mar y el alto precio de los productos de pronto frenan el consumo, el que si fuera más constante nos ayudaría a superar muchos problemas de salud.
 
Carla González C.
 

Este año, el calendario marca la Semana Santa en abril, por lo tanto éste será el mes – o por lo menos los días – en que el consumo de pescados y mariscos aumente y donde la mayoría de las personas ande en busca del mejor producto para llevarse a su hogar y compartirlo con la familia.

Lamentablemente, el resto del año son pocos los que integran a sus dietas el consumo de productos del mar, pues a pesar de que Chile es un país con mucha costa, el alto precio de estos alimentos sumado a la contaminación del océano, dejan a salmones, reinetas, jaibas, almejas y machas, entre otros, relegados a sólo ciertas ocasiones, olvidando por completo la infinidad de beneficios que estos poseen.

La nutricionista clínica de las universidades de Chile y Harvard, Dawn Cooper Braun, sentencia que en general los productos del mar contienen “un alto contenido proteico y de muy buena calidad”, ya que sirven para potenciar en el ser humano temas como “el crecimiento, las hormonas, formar nuevas estructuras”, etcétera.

Otra de las ventajas que menciona la nutricionista en estos alimentos es su bajo contenido de grasa – “de grasas malas” – aclara y sentencia que muy por el contrario, “los pescados en general tienen un porcentaje beneficioso de grasa buena para el cuerpo”.

Siguiendo con lo anterior, Dawn Cooper destaca a los pescados como el salmón, jurel y sardina, pues estos son ricos en ácidos grasos Omega 3, los que en palabras de la especialista, “son grasas esenciales para el cuerpo”.

Además, dice que “actualmente se ha comprobado que el Omega 3 es bueno para el desarrollo cerebral de los niños, evitar el déficit atencional, para ayudar en la formación de la retina del feto, prevenir el Alzheimer y además es un antiinflamatorio sistémico donde se encuentran todas las enfermedades crónicas degenerativas”, comenta.

 
“El pescado es un muy buen alimento para comer”, manifiesta la nutricionista y agrega a sus cualidades el hecho de poseer un bajo porcentaje de calorías, lo que lo convierte en “un muy buen alimento para introducir en una dieta”.
 

En cuanto a aquellos productos que pueden adquirirse en conserva, la profesional manifiesta que también son beneficiosos, pues a sus cualidades se agrega un alto contenido de calcio (pero al mismo tiempo gran cantidad de sodio). “Cuando comes pescado como la sardina o el jurel e ingieres la espina dorsal - cosa que no se puede hacer cuando no están envasados – es un muy buen aporte de calcio para la gente que, por ejemplo, no toma leche”, define.

 
No olvidar a los mariscos
 

La nutricionista dice que tal como los pescados, “los mariscos son una muy buena fuente de proteínas” y sentencia que además poseen un bajo porcentaje de colesterol, excepto – aclara - aquellos que tienen caparazón.

Con respecto a estos últimos, Dawn Cooper dice que a pesar del colesterol, tienen algunas ventajas, “puntualmente los bivalvos como las almejas y las ostras, ya que aportan un valioso porcentaje de zinc”, mineral de importancia para los sistemas inmunológico y reproductivo (en ambos géneros) y también para la síntesis de insulina.
 
     
Otra de las cualidades que poseen pescados y mariscos (también las algas) es su alta concentración de yodo, lo que ayuda en la prevención de enfermedades a la tiroides, problema que afecta a una gran cantidad de chilenos.
 

Lamentablemente, la nutricionista reconoce que el consumo de estos productos en nuestro país es muy bajo y dentro de las causas menciona su alto precio. “Creo que si fueran más baratos, sería más fácil introducir el hábito de comerlos, porque mucha gente sabe que el pescado es bueno, pero para una familia grande el menú en base a estos alimentos se le hace demasiado caro”, manifiesta.

Otro de los grandes problemas que nos impide muchas veces ingerir productos del mar es la contaminación, donde estos animales sufren daños que por lo tanto pueden ser transmitidos al organismo de sus consumidores.

Al respecto, Dawn Cooper señala que los pescados “tienden a absorber tóxicos como el mercurio”, el que puede traer graves daños neurológicos en los seres humanos. En cuanto a los mariscos, comenta que debido a la contaminación del agua, son propensos a acumular bacterias y es por eso que deben ser muy bien cocidos antes de comerlos, dejando claro que esta acción no hace que los productos pierdan sus propiedades.

 

Algunas formas saludables de preparar el pescado, según Dawn Cooper son:

- Al horno acompañado de especies, donde destaca al ajo “como un buen condimento que hace que se potencia aún más el plato”.

- A la plancha, acompañándolo de verduras crudas de distintos colores y de jugo de limón natural.

- Como cebiche, pero “que sea con un pescado de origen conocido”.

- Como caldillo y al vapor.
 
Punto Vital Abril 2009 ©
 
Artículos Relacionados
¿Que es el colesterol?
Omega 3, para un corazón saludable
Lucha de omegas