Alimentación En Forma Cuerpo y Mente Salud Estética Sexualidad Emprendedores Suscríbase
+ SALUD

 
 
Amaranto: un súper producto
Lo que antiguamente fue un alimento para los dioses hoy es un alimento de calidad para todos.
 
Claudia Sánchez M.
 

Lo que hace más de 500 años atrás fue considerado un alimento para los dioses es hoy en día catalogado como el mejor producto de origen vegetal para el consumo humano: el amaranto (amaranthus) es reconocido como uno de los frutos de moda por sus cualidades y beneficios, convirtiéndolo en un producto de alta demanda.

El amaranto es de alta calidad nutritiva y considerado un aliado de la salud, puesto que diversos estudios han demostrado que tanto sus hojas como las semillas contienen una gran variedad de vitaminas y minerales, ácido fólico y aminoácidos que lo han transformados en uno de los alimentos preferidos entre los naturistas y entre quienes buscan una alimentación saludable.

Para Álvaro González, gerente general de Asemafor –empresa pionera en la producción y distribución de amaranto- el reconocimiento que esta planta ha tenido se debe fundamentalmente a sus cualidades nutricionales.

“El amaranto es un seudo-cereal. Actúa como cereal con cualidades como su cantidad de proteínas y aminoácidos. En general, las características tanto nutricionales como funcionales hacen de éste un excelente producto”, aseguró en conversación con Punto Vital.

 
no tiene gluten, lo que lo hace ideal para los celíacos; es un excelente alimento para quienes son intolerantes a la lactosa; posee una importante cantidad de minerales, aminoácidos, fierro, magnesio y es un alimento muy proteico.
 
Características que lo hacen un súper producto
 

González, especialista en el cultivo de amaranto señaló que éste “es un súper producto”, gracias a las cualidades que -a su juicio- son lo más importantes y en las cuales se sustenta la importancia de este seudo-cereal.

Entre las características nutricionales se destaca: el que no tiene gluten, lo que lo hace ideal para los celíacos; es un excelente alimento para quienes son intolerantes a la lactosa; posee una importante cantidad de minerales, aminoácidos, fierro, magnesio y es un alimento muy proteico.

En cuanto a las cualidades funcionales el amaranto tiene pequeños compuestos bioactivos que colaboran en la baja del colesterol, en ser un aporte por su cantidad de fibra y es un hipoglucemiante natural.

 
 
Propiedades desconocidas
 

En otros términos el amaranto, como se llama a esta planta de hojas rojas y flores amarillas, violetas o anaranjadas es conocido como la semilla que tiene más proteínas que el trigo o el maíz, sus hojas más hierro que las espinacas y una gran cantidad de fibra.

Entre las gracias de esta planta está que se puede utilizar completa: las hojas se consumen como verdura, la semilla se explota cual palomitas de maíz o se hace harina y con las flores se hacen ornamentos.

El gerente de Asemafor, quienes distribuyen amaranto al público en general ensus locales “Rincón Natural”, comentó que para acercar este seudo-cereal a toda la gente se ha comenzado a producir en distintas formas: harina, cereal y en barras, para satisfacer las distintas necesidades de los consumidores.

A pesar de lo milenario de este producto, aún siguen siendo desconocidas sus propiedades. Sin embargo, con el auge de los alimentos funcionales, claramente este es un cultivo que tiene buenas proyecciones. En está línea, la presidenta de la agrupación vegetariana Vivoverde, María Moya, tienen una visión más general del amaranto comentando que “este es un producto que de a poco se está haciendo conocido. Yo me considero una asidua consumidora del amaranto como forma de cereal, porque es rico y saludable. Hay que educar a las personas para que comiencen a mejorar su alimentación y a probar alternativas saludables que tarde o temprano mejorarán la salud”.

Moya agregó que “la importancia del amaranto es que es un alimento saludable, rico y recomendado para todos y por eso necesitamos que se de a conocer para que la gente sepa que hay distintos productos que se pueden consumir más allá de los clásicos arroz, tallarines y carne, y que también son ricos y sanos”.

Finalmente, a corto plazo se espera que este producto comience a ser reconocido y utilizado por todos. Para lo anterior, se espera que las grandes industrias de productos elaborados incorporen este seudo-cereal en la preparación de pan, cereales o galletas, con la intención de masificar el conocimiento de las múltiples cualidades de este ancestral alimento.

 
Saludable v/s milagroso
 

Para la nutricionista, Gabriela Isla no se puede negar los beneficios de los alimentos naturales versus los más procesados, y en este sentido el amaranto es un alimento que por sus cualidades puede ser considerado un producto saludable. Sin embargo, a su juicio, se debe ser cauteloso al momento de atribuirle cualidades casi milagrosas -desde el punto de vista médico- a un cereal o a un alimento en general.

“Una cosa es que este sea un producto saludable y otra es que sea milagroso. La clave para una vida de calidad debe ser la mezcla de una buena alimentación, de ejercicio y para tener una buena alimentación se debe saber qué, cuánto y cómo comer. La solución a los trastornos y malos hábitos alimenticios no está sólo en confiar en las cualidades de productos como el amaranto sino en cambios de hábitos profundos y si es así la buena salud llegará por si sola.”, comentó la profesional.

 

Un cereal espacial

Al igual que la quínoa, el amaranto fue seleccionado por la NASA para alimentar a los astronautas por su alto valor nutritivo, por su aprovechamiento integral, por la brevedad de su ciclo de cultivo y por su capacidad de crecer en condiciones adversas. Por todo ello, fue calificado como cultivo CELSS (Controlled Ecological Life Support System).

 
Punto Vital Noviembre 2007 ©
 
Artículos Relacionados
El Poder de las Plantas