Alimentación En Forma Cuerpo y Mente Salud Estética Sexualidad Emprendedores Suscríbase
+ ALIMENTACION
 
 
 
Diabéticos, con licencia para comer
Años atrás la diabetes era asociada a una serie de prohibiciones alimenticias, sin embargo, hoy en día las diferentes variedades de productos elaborados disponibles en el mercado y los clásicos consejos hacen a esta enfermedad de por vida más llevadera.
 
Claudia Sánchez M.
 

Hoy en día ser diabético es algo cada vez más común. Por lo anterior, el número de pacientes ha conformado un nicho importante para ser explotado desde un punto de vista comercial. Las características propias de esta enfermedad la han hecho atractiva al momento de ofrecer productos orientados hacia quienes la padecen.

Cabe mencionar que la diabetes es una enfermedad de por vida. Sin embargo bien controlada podría disminuir la posibilidad de complicaciones mayores. Y es aquí donde la alimentación juega un rol fundamental, ya que el control de ésta se liga estrechamente con el control de la enfermedad. Lo anterior se consigue mediante la educación dirigida a la modificación de los hábitos de alimentación, el ejercicio y el uso de los medicamentos en caso de ser necesario.

Al hablar de alimentación en diabéticos se debe considerar una de las principales características que es que las correctas rutinas de alimentos permiten ayudar a controlar los niveles de azúcar con lo cual se pueden prevenir distintas complicaciones a futuro.

 
Cada vez son más los negocios que ofrecen alternativas nutricionales teniendo en mente al paciente diabético. Sin embrago, se debe tener en cuenta que en ocasiones, si bien los productos son libres de azúcar poseen un alto números de calorías, lo que tarde o temprano afecta la salud.
 
Todo con moderación
 

Lo señalado anteriormente no quiere decir que existe una dieta específica para el paciente diabético. Es más, la persona con diabetes puede consumir todo tipo de alimentos siempre y cuando controle la cantidad y el horario de sus comidas, al igual como se le recomienda a toda persona. El paciente diabético siempre debe tener en cuenta que debe consumir menos grasas, menos azúcares, variedad de frutas frescas y vegetales. La clave es comer con inteligencia, ingiriendo alimentos saludables en cantidades adecuadas.

A lo dicho anteriormente se suma la directora ejecutiva de la Asociación de Diabéticos de Chile (ADICH), la doctora María Loreto Aguirre, al confirmar que “el diabético puede comer de todo, su alimentación tiene que ser sana, rica y variada. La única gran prohibición es el azúcar como tal y todo lo que se hace con azúcar (golosinas, pastelería)”.

La directora ejecutiva de ADICH agregó que una vez diagnosticada la enfermedad, la vida de los pacientes –desde el punto de vista alimenticio- cambia. “Lo que se modifica en cada diabético son las porciones que tiene que consumir de los alimentos y el hecho de regularizar los horarios, en general, se pide que consuman sus 4 comidas y a veces se les agregan colaciones entre ellas, situación a lo cual muchas personas no están acostumbradas”.

Hasta hace algún tiempo el paciente diabético no tenía muchas alternativas de alimentos confeccionados, teniendo presente el control de niveles de azúcar y carbohidratos.

La mayoría de la población asocia la enfermedad con la imposibilidad de ingerir dulces, pasteles, galletas, tortas y una serie de prohibiciones más. Por suerte, hoy en día, eso ha cambiado y cada vez son más los negocios que ofrecen alternativas nutricionales teniendo en mente al paciente diabético. Sin embrago, se debe tener en cuenta que en ocasiones, si bien los productos son libres de azúcar poseen un alto números de calorías, lo que tarde o temprano afecta la salud.

 
“Éstos si se pueden comer”
 

Con los años se han ido incorporando al mercado productos de las más diversas variedades que cumplen con las características para satisfacer las necesidades de los diabéticos. Es así como pasteles, dulces, golosinas, chocolates, queque o helados ya no son prohibidos de las dietas aptas para quienes padecen dicha enfermedad.

Al entrar a un supermercado nos encontramos con una gama de productos libres de azúcar. Si a esto le sumamos los cientos de locales naturales enfocados a controlar los niveles de azúcar en la sangre o pastelerías con productos sin azúcar, las posibilidades de quienes padecen esta enfermedad son amplias desde el punto de vista del número de productos procesados y elaborados existentes.

 
     

“Entre los lugares orientados a satisfacer las necesidades de este sector de la población encontramos a las pastelerías Colonia, Cory o Candelle, quienes ofrecen una gama de productos para diabéticos, tales como pasteles, tortas, galletas, queques, kuchenes; todos ellos gracias a la utilización desustitutos del azúcar como la sucralosa, aspartame o la fructosa.

 
Productos naturales
 

Otra gama de productos para diabéticos la conforman los productos naturales. Buena parte de lo locales de este tipo tienen una gama de productos tendiente a disminuir el nivel de azúcar en la sangre. Entre ellos encontramos a “El Granero del Goloso”, local que en último tiempo ha aumentado su línea de diabéticos para dar respuesta a las necesidades de sus clientes.

Manuel Barrera, dueño de este local comentó a Punto Vital algunos de los principales productos para diabéticos con los que cuenta:

  • Chia. Es una de las fuentes vegetales más rica en ácidos Omega 3. Luego de tres meses de consumo se ha demostrado la disminución de los niveles de colesterol. Además, mantiene los niveles de azúcar en la sangre, útil en la prevención de la diabetes.
  • Sucralosa. Existen estudios que han demostrado que las personas diabéticas pueden consumir sucralosa con seguridad, puesto que no es reconocida por el cuerpo como si fuera azúcar ni tampoco como un hidrato de carbono. El cuerpo no lo metaboliza para obtener energía y tampoco afecta los niveles de glucosa en la sangre. Los productos endulzados con sucralosa ofrecen alternativas de buen sabor y bajas calorías a los diabéticos que están interesados en reducir su consumo calórico o de azúcares. La sucralosa es aproximadamente 600 veces más dulce que el azúcar y a diferencia de otros edulcorantes bajos en calorías, su gran estabilidad lo hace apto para ser utilizado en procesos de cocción y horneado, sin sufrir descomposición.
  • Panettone Diet (Pan de Pascua). Dado sus ingredientes es recomendado para diabéticos por su bajas calorías y además por ser una buena fuente de fibra dietética. Con estos tipos de productos se busca amenizar las festividades entregándoles productos típicos de estas celebraciones.
 

Sin embargo, el conocimiento popular siempre incorpora nuevos productos que según la creencia ayudarían a controlar esta enfermedad. Entre ellos encontramos las aguas de hierbas de pata de vaca y la morena que son una alternativa que, eventualmente, disminuirían la glicemia, bebiéndola dos veces al día; la stevia, es una hierba paraguaya que endulza pero no tiene azúcar. A estas hierbas les sumamos los supuestos beneficios de la linaza y el té verde, tan populares en el último tiempo.

Dado lo anterior, se puede concluir que las personas que padecen de diabetes pueden mantener una vida normal, siempre cuando se mantenga el adecuado control de sus comidas y una constante rutina de ejercicios, lo cual sumado a una adecuada orientación médica les permitirá mantener una vida alejada de las molestas y difíciles complicaciones de esta enfermedad, cada vez más común en la población chilena.
 
 
Punto Vital Diciembre 2007 ©
 
Artículos Relacionados
Cómo ganar peso sin perder salud