Alimentación En Forma Cuerpo y Mente Salud Estética Sexualidad Emprendedores Suscríbase
+ ALIMENTACION
 
 
 
Comienza marzo y con ello la vuelta a clases de miles de niños
 
Padres: prediquen y practiquen
Las cifras aumentan cada día y la preocupación por el crecimiento en la obesidad infantil tiene de cabeza a las autoridades, cuya misión es cambiar las conductas alimenticias de la población. No obstante, todo parte por casa y los hábitos que entregan los padres son fundamentales para prevenir a los más pequeños de esta enfermedad.
 
Carla González C.
 

Los niños están ansiosos. Queda poco para que suene el timbre y el recreo sea una realidad. En cuanto el minutero marca la hora, todos salen al patio con su bolsita de la colación: papas fritas, bebida cola y dinero son un denominador común entre los compañeros quienes hacen largas filas por comprar un rico completo o unas sabrosas sopaipillas.

Así comienza el camino hacia la obesidad. Las malas conductas alimenticias han logrado que el 16% de los niños que entra a primero básico ya sea obeso y que uno de cada cuatro menores de seis años posea un peso excesivo (fuente, Junaeb). Cifras preocupantes, pues lo más seguro es que esos pequeños serán futuros gordos al llegar a la adultez – esto – si es que no se coloca freno a tiempo.

La nutricionista de la Clínica Santa María (CSM), Ximena Inostroza Lagos, enfatiza en que la canasta familiar debe ser concebida por los adultos, por lo tanto, las colaciones escolares son de exclusiva responsabilidad de los padres. “No es justificable que en una casa hayan galletas dulces o helados cuando el niño no tenga autocontrol sobre esas cosas. Además, ahora pasan solos en la casa, así es que es más peligroso” dice la profesional.

Aquella frase que pone como protagonista al padre Gatica se repite frecuentemente en los hogares chilenos. Con esto - y si los padres no dan el ejemplo en lo que a la alimentación se refiere - será difícil que sus hijos tengan hábitos de ingesta de frutas, verduras, agua y pescados. Después de todo, y como menciona acertadamente la nutricionista, “en la casa es donde se adquieren los primeros patrones alimenticios”.

Para Inostroza, la tarea más importante comienza dentro de la familia. Es en el hogar donde se educa acerca de muchos temas y específicamente en el tema alimenticio, los padres tienen una labor fundamental. “Cuando en la casa los papás comen verduras o se llevan una fruta a la oficina, van mandando mensajes y evidentemente esto es un buen inicio”, menciona.

Otro de los puntos que subraya es el que se refiere al dinero que en ocasiones se entrega a los niños para que en vez de llevar algo desde la casa, lo adquieran en el quiosco del colegio. “Es tentador porque el niño va a imitar la conducta del compañero al que le gustan los snack, los helados o la bebida con azúcar”, afirma.

Finalmente, la nutricionista de CSM asegura que una buena colación consiste en hacer combinaciones entretenidas que abarquen productos saludables, libres de azúcar y grasas. Como ejemplo coloca una fruta, jugo light sin azúcar y una barra de cereal. El número y combinación de estos dependerá de los requerimientos, siendo otro buen elemento el pan integral con jamón de pavo, miel o quesillo, todos ellos buenos compañeros nutricionales.

 
Kioscos escolares saludables
 

Si bien cada colegio tiene sus propias políticas en cuando a la entrega de alimentos, el Ministerio de Salud a través del Consejo Nacional para la Promoción de la Salud Vida Chile implementó en 2007 los Kioscos Escolares Saludables, “recintos que cumplen con la reglamentación sanitaria para la venta de variedad de alimentos saludables a la comunidad” (redsalud.gov.cl).

Esta iniciativa tiene como objetivo reducir el sobrepeso y la obesidad y para esto, se dispusieron de una serie de medidas - entre ellas - que un 70% de los alimentos que allí se expendieran estuvieran acorde a las guías alimentarias. A pesar de que esta idea se hizo realidad en algunos colegios, los resultados no fueron los esperados, pues es difícil hacer funcionar una campaña donde los niños traen malos hábitos desde la casa.

 
     

Otra de las medidas que el Ministerio de Salud recomienda a través de sus folletos de información para padres, hablan acerca de las colaciones escolares. Mencionan que éstas deben estar preparadas en casa y creadas en base a la alimentación saludable: “recuerde que usted decide lo que come su familia en el momento en que compra los alimentos. Si quiere una familia sana, compre sano”, reza la inscripción.

Para motivar el consumo de alimentos sanos durante los recreos, el Minsal entrega un ejemplo de colaciones semanales a modo de guía para los padres. De esta forma, el lunes lo lideran las frutas; martes el yogur, el quesillo y la leche; miércoles los cereales; jueves, el pan con quesillo, palta, tomate y lechuga y el viernes lo deja como un día a libre elección, algo así como un ‘recreo sobre el recreo’ para ir formando el criterio de los niños.

 

Punto Vital Marzo 2008 ©
 
Artículos Relacionados
Alimentación saludable para niños
"Ser vegetariano es lo más saludable que hay"