Alimentación En Forma Cuerpo y Mente Salud Estética Sexualidad Emprendedores Suscríbase
+ ALIMENTACION
 
 
 
Los batidos no son para todos; el exceso de proteínas sin ejercicio de por medio puede ser perjudicial
 
Los batidos no son mágicos
El complemento nutricional que puede resultar de la ingesta de batidos alimenticios puede – al no ser consumido como corresponde – causar daños al organismo, por lo que se recomienda hacer un chequeo previo y principalmente, no utilizarlos como reemplazo de las comidas compuestas por alimentos naturales.
 
Carla González C.
 

Al colocar la palabra “batido” en el buscador de páginas chilenas de Google, se despliegan automáticamente 25 mil posibilidades, tratándose la mayoría, de la venta de estos productos alimenticios. Recetas, precios y dietas a base de este complemento están en vitrina, para que todos quienes naveguen en Internet puedan toparse libremente con esta información.

Ahí radica la mayor preocupación de los nutricionistas: la ‘libre’ comercialización de estos y la poca regularización que se tiene para su compra y venta. Según la vicepresidenta del Colegio de Nutricionistas de Chile, Nelba Villagrán Arias, el adquirir batidos sin un chequeo médico previo, podría llevar a consecuencias del tipo metabólico, sobre todo en personas con problemas renales, cardíacos o alimenticios.

La nutricionista menciona que los batidos en sí mismos, involucran un complemento que aporta, “ya sea aminoácidos, proteínas o minerales a una alimentación normal”, pero que en ningún caso reemplazan a los nutrientes que podemos obtener mediante un suministro natural. “Las frutas y verduras son fundamentales”, reafirma.

“Hay distintas marcas, procedencias y algunos especiales para deportistas”, sentencia Villagrán, comentando acerca de la gran variedad de productos que existen y el poco conocimiento que se tiene de parte de quienes los venden y más aún, de aquellos que los adquieren.

A los riesgos que puede causar a la salud de los consumidores, la nutricionista agrega que “en su elaboración se aplican elementos artificiales, como el aumento de la temperatura y los aditivos, lo que ocasiona una pérdida de las condiciones naturales”. Esto se sumará a la manera en que los batidos son ingeridos por las personas quienes, en vez de utilizarlos como complementos alimenticios, los toman como suplementos, es decir, dejan de lado ciertas comidas para sustituirlas por este polvo envasado.

Otra de las observaciones que hace la vicepresidenta del Colegio de Nutricionistas tiene que ver con el alto nivel de proteínas que poseen los batidos. La profesional comenta que como estos complementos están destinados a deportistas – quienes los necesitan para sustentar el gasto calórico que produce el ejercicio – el consumidor “común y corriente” que ingiere este tipo de alimento y no es asiduo a la actividad física, terminará con un sobrepeso importante, pues no habrá gasto de calorías que los elimine.

 
Batidos made in home
 

Nelba Villagrán menciona que el consumo de batidos no afecta mayormente a la salud de las personas, siempre y cuando no dejen de lado las otras comidas. La nutricionista insiste en que el problema radica en aquellos que efectivamente pierden peso cuando comienzan con este nuevo tipo de alimentación, resaltando que esta pérdida será conseguida “de mala forma”, pues no se estará ingiriendo la cantidad recomendada en una nutrición normal.

En vista de que además los batidos tienen un valor económico muy alto, y que por lo tanto no están al alcance de todas las personas, Villagrán Arias recomienda la creación del mismo producto en forma casera, cuya elaboración será más económica e incluso más natural.

 
     

Al respecto, la profesional invita a probar con un batido compuesto por leche de soya, semillas de sésamo, germen de trigo, quáker y frutas, “es un batido extraordinario”, manifiesta y comenta además que puede ser consumido por ejemplo, a la hora del desayuno sin ningún problema.

En síntesis, Nelba Villagrán dice que “todas estas cosas son positivas en la medida en que sean bien usadas” y que la idea es que en el caso de los batidos, sean un real complemento – y no suplemento – de lo que a las personas les hace falta nutricionalmente.

El “ojo” hay que ponerlo, retoma, en la forma en que estos productos son comercializados y la manera en que se promocionan, “les dan el carácter de mágicos, de que si los tomas, en unas semanas ya habrás cumplido el objetivo de bajar de peso. Esto no es la panacea”, manifiesta la nutricionista.

 
Punto Vital Mayo 2008 ©
 
Artículos Relacionados
No se deje tentar por dietas milagrosas
Dietas que hacen mal